Inicio > Álvaro Matud > Los e-mails salvan el correo postal

Los e-mails salvan el correo postal

¿Qué haríamos sin el correo electrónico? Actualmente no podemos imaginar nuestras vidas sin la característica notificación (push) que llega a nuestros ordenadores, tablets,  o smartphones cada pocos minutos. La rutina diaria de muchísimas personas cambiaría radicalmente sin esta forma rápida, eficaz y gratuita de comunicarnos, especialmente la de aquellas que dependen de la inmediatez del correo electrónico para desempeñar su labor profesional.

Las cifras hablan por sí solas: cada día en España se reciben más de 350 millones de mensajes por correo electrónico, según un estudio que publicó Contactlab, sociedad italiana especializada en correo electrónico y marketing digital.

Para consultar los 32 millones de direcciones de correo electrónico existentes, los usuarios utilizan también dispositivos móviles smartphone. Cada usuario de Internet está suscrito de media a 6,6 newsletters electrónicos para permanecer en relación con sus marcas preferidas y recibir informaciones y actualizaciones. Con esta información es comprensible que la primera tarea del día para muchos españoles (al menos, después de desayunar) sea comprobar la bandeja de entrada del correo electrónico, una acción que se repite a lo largo del día en innumerables ocasiones.

Estos datos ya se habrán quedado obsoletos con la evolución constante de la tecnología y se irán multiplicando periódicamente, pero, por el momento, funcionan para ilustrar en un primer vistazo la dependencia de los españoles al correo electrónico.

La consecuencia de la revolución electrónica ha sido la caída en picado del correo postal. El desplome del volumen de correo postal en Estados Unidos durante el año pasado fue la mayor de sus 234 años de historia, y el declive proyectado para los próximos dos años es de diez mil millones de envíos anuales. Desde los 213 mil millones de envíos del año 2006, se ha pasado a los 170 mil millones de 2010 (datos del diario Washington Post, vía BuzzMachine).

La otra cara del correo electrónico es la sobreabundancia de spam. El “correo basura”, habitualmente de tipo publicitario, pretende llegar de forma masiva e invasiva a un usuario cada vez más saturado. Con estas prácticas poco recomendables de marketing se está perdiendo la eficacia inicial de un soporte low cost y accesible a un número cada vez más creciente de ciudadanos.

Este mismo fenómeno ocurrió en el caso del correo postal. Hace pocos años era habitual que los folletos publicitarios (la conocida coloquialmente como ‘propaganda postal’) desbordasen los buzones. Sin embargo, con la afluencia del uso del correo electrónico, los buzones presentan un aspecto bien diferente y ya es rara la ocasión en la que sobresale algún anuncio publicitario. Sin este “ruido” de papeleo, el ciudadano está mucho más perceptivo al correo postal que recibe y le dedica más atención.

De hecho, el correo postal ha quedado relegado a notificaciones importantes (recibos, facturas, avisos de la administración…), por lo que si un ciudadano, acostumbrado al uso del correo electrónico, encuentra un sobre en su buzón, hay un porcentaje muy elevado de posibilidades de que le dedique unos minutos a abrirlo y a comprobar el contenido.

Ahora es cuando las tornas se invierten. Muchas empresas, administraciones públicas y, especialmente, partidos políticos están aprovechando esta ventaja para llegar directamente al ciudadano, con la garantía de que dedicará una mínima atención al mensaje enviado. En Estados Unidos, incluso, dedican conferencias sobre marketing político a las posibilidades  de esta nueva coyuntura en la que, parece que un soporte tradicional puede llegar a superar en eficacia a su sucesor. Podemos aventurar así que los mails van a salvar al correo postal.

 

About these ads
Categorías:Álvaro Matud
  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

%d personas les gusta esto: